LA GRAN PREGUNTA

LA GRAN PREGUNTA

Últimamente, tanto en las sesiones de Counseling y Planificación de Carrera como en las de Coaching, la pregunta que siempre utilizo es ¿qué puedes hacer tú para mejorar esta situación? Y es que, nos pasamos la vida quejándonos de lo que nos pasa y de la situación a la que hemos llegado, como si nosotros no tuviéramos nada que ver con las circunstancias, como si fuera algo ajeno que nos ha pasado por arte de magia.

Sí que es verdad, que a veces las circunstancias se escapan de nuestro control y no podemos evitarlo, pero, en la mayoría de las ocasiones, algo podemos hacer para mejorarlo o para cambiarlo.

 

Tres razones por las que preguntarte ¿Qué puedes hacer tú para mejorar esta situación?

 

1. Te responsabilizará de tu situación: Te devolverá, automáticamente, la pelota tu campo. Ahora no vale echar “culpas” fuera, ahora toca cambiar la “culpa” por la RESPONSABILIDAD y ponerte en acción.

2. Te ayudará a ver con claridad lo que te sucede: Tener la responsabilidad de mejorar la situación, te ayudará analizar lo que te está pasando realmente. En este momento, muchas veces, nos damos cuenta que lo malo no es tan malo y que eres perfectamente capaz de cambiarlo.

3. Te conectará con la solución o soluciones: Analizar con responsabilidad tu situación, te abrirá un abanico de opciones de soluciones, que con la pelota de la “culpa” fuera tu campo, no veías. Pensar en cómo puedes mejorar una situación, sea la que sea, pone tu foco en la solución y no en el problema, te devuelve el control que habías cedido y tu capacidad para resolver, cambiar o mejorar aquello que te perturba.

 

Ahora, ya tienes una herramienta más para ayudarte a mantener tu día a día en el mejor estado. Esto no significa que, a partir de ahora, solo te pasen cosas que te gustan. No es que tus circunstancias siempre vayan a ser las más adecuadas. No se trata de que todo siempre sea alegre y divertido.

Se trata de estar activo, de no quedarte paralizado mientras los problemas te pasan por encima, arrinconándote en la queja y el victimismo. Se trata de tomar las riendas de tu vida y por fin… ¡VIVIR!

Así que, pregúntate todas las veces que lo necesites ¿qué puedes hacer tú para mejorar esta situación?

¿A qué esperas?   Recuerda… LA VIDA ES HOY

Marta Pintado

LOS 9 IMPRESCINDIBLES QUE NECESITAS PARA CAMBIAR

LOS 9 IMPRESCINDIBLES QUE NECESITAS PARA CAMBIAR

Últimamente, me encuentro con bastantes personas que me cuentan lo que les gustaría cambiar, cambiar de profesión, cambiar de empresa o cambiar su vida en general. Y seguidamente a ese “me encantaría cambiar de…”, le acompaña un “pero” o un “es que”. Un “pero” que, en la mayoría de las ocasiones, es una forma enmascarada de miedo, de comodidad o de excusa, que frena todos nuestros anhelos y sueños de ser quien realmente somos y nos gustaría ser.

Con esto no digo que sea fácil cambiar, pero, como he dicho tantas otras veces, tampoco es dificilísimo ni imposible. Simplemente es un proceso que, si se hace de forma coherente, reflexionada y organizada, se puede conseguir.

 

Los 9 Imprescindibles que necesitas para CAMBIAR:

 

1. Ganas: Sin ganas no hay cambio. Si desde el principio te faltan las ganas, es que hay algo que no está bien y, por lo tanto, lo mejor es parar y descubrir por qué no tienes ganas, qué te bloquea o te está impidiendo comenzar.

2. Confianza: Confiar en ti mismo, en que eres capaz de conseguirlo. Confiar en el proceso, en tu plan, en la vida, en ti. Confiar es fundamental para que puedas realizar todos los pasos con seguridad hasta conseguir lo propuesto.

3. Compromiso: Sin compromiso no hay acción. Comprometerte a realizar todas las acciones necesarias, previamente establecidas, reflexionadas y consensuadas, es imprescindible. Por mucha ayuda externa que tengas, si tú no te comprometes a hacerlo posible, nadie lo podrá hacer por ti. Esto es un cara a cara entre tu cambio y tú.

4. Estar dispuesto a conocerte: ¿Lo estás? Descubrirte es uno de los primeros pasos y de los más importantes para poder cambiar. Si no sabes cómo eres en realidad, cómo vas a saber lo que tienes que adquirir, mejorar y cambiar para conseguir tu sueño. Puede que te sorprenda lo que descubras, puede que te guste o puede que no te guste… Así que, antes de comenzar, contesta a mi pregunta: ¿Estás dispuesto a conocerte?

5. Voluntad para cambiar: La voluntad es el motor que mueve el mundo. Es el componente imprescindible de la Acción. Sin voluntad, todo queda en intención sin realizar, en el quiero y no puedo, y no puedes, porque realmente no hay voluntad, solo hay intención que se evapora y desaparece en el tiempo.

6. Alegría: Pon alegría en todo lo que haces, disfruta de todo el proceso y vivirás tu cambio como una de las mejores experiencias de tu vida. Lo que no vayas a hacer con alegría y entusiasmo, es mejor que no lo hagas. Porque de lo que se trata, es de cambiar para mejorar tu vida y ser un poco más feliz, disfrutando el camino y la experiencia.

7. Tiempo: Cada proceso tiene su tiempo y hay que respetarlo. Aquí no valen las prisas, en este caso, no por mucho correr se llega antes. Cada uno, necesita un tiempo de reflexión, de aceptación y de acción. Y no es el mismo para todos. Es imprescindible, que respetes y aceptes tu tiempo necesario, sin presionarte, sin crearte estrés. Simplemente fluye…

8. Acción: No hay CAMBIO sin ACCIÓN. El imprescindible de los imprescindibles. No hay Talento sin Acción, no hay Arte sin Acción, no hay Música sin Acción, no hay Marketing sin Acción, no hay Vacaciones sin Acción, no hay NADA sin ACCIÓN.

9. Counselor: Es un profesional que te acompaña, te facilita y te ayuda en el proceso de cambio y desarrollo personal. Ya sea, porque quieres realizar un cambio en tu vida o un cambio en tu carrera profesional. Te ayudará a conocerte, a descubrir quién eres y qué quieres hacer realmente en tu vida personal y profesional. Te ayudará planificar todo el proceso de cambio, acompañándote hasta conseguirlo. Te ayudará con tus miedos, tus bloqueos y tus desánimos. Imprescindible si no quieres pasarte la vida cambiando como una veleta sin rumbo ni dirección. Si necesitas uno, puedes consultarme aquí. Y si quieres probar con 1 sesión de 30 minutos por Skype gratis, puedes apuntarte aquí.

¿Y tú?  ¿Quieres hacer algún cambio en tu vida?  ¿Tienes tus 9 Imprescindibles?  ¿A qué esperas?

Recuerda… ¡La Vida es HOY!

By Marta Pintado

¡Quiero 1 Sesión de Counseling de 30 minutos por Skype gratis!

14 + 8 =

EL TALENTO NO SE RETIENE ¡SE ALIMENTA!

EL TALENTO NO SE RETIENE ¡SE ALIMENTA!

Casi cada día veo artículos que hablan de retener el talento. Hoy incluso, he visto uno que hablaba de entretenerlo… ¡¿Entretenerlo?! Sí, yo también me he sorprendido. Retenerlo, entretenerlo… Señores el talento, son personas con talento, definidas por la RAE como: persona inteligente o apta para determinada ocupación. Por lo que, a las personas con talento, ni se las retiene ni se las entretiene. Si lo que quieres, es hacer alguna acción con las personas con talento, para que no se vayan de tu empresa, lo que puedes hacer son acciones dirigidas a impulsar y potenciar su carrera profesional, su motivación y aumentar su interés.

Por lo tanto, en lugar de conceptos como “retener” o “entretener”, es más adecuado o acertado, utilizar otros como “impulsar”, “potenciar” o “alimentar”. Sí, sí, incluso alimentar su talento. A las personas con talento les gusta aprender continuamente, desarrollar nuevas habilidades, realizar tareas nuevas y diferentes, que estimulen su interés y motivación. Sentir que van hacia delante, que no se quedan quietas o se estancan. Que evolucionan con el mundo en el que viven y que esto nunca se ha hecho así, pero vamos a probar porque puede que funcione. Son personas que quieren trabajar como ellos saben y no como tú les dices o como se ha hecho siempre ahí, porque por eso son los profesionales con talento y para eso les contrataste ¿O pretendías contratar talento para no dejarles desarrollarlo?

Tu misión en este caso como Líder o empresario, es dejarles trabajar, facilitándoles todas las herramientas y condiciones necesarias para que puedan desarrollar su trabajo y su profesión de la mejor forma posible. A la vez que se les permite y se les impulsa, a desarrollarse personal y profesionalmente.

, al VERDADERO TALENTO, lo único que le deberías de preguntar y lo único que a ellos les hace falta escuchar, es ¿qué necesitas o en qué te puedo yo ayudar, para que realices o desarrolles fácil o de la mejor manera posible tu profesión? Y para eso, lo primero que te tendrías que preguntar tú es ¿Soy realmente un LÍDER?

¿Y tú? ¿Retienes o alimentas?

Recuerda… LA VIDA ES HOY

By Marta Pintado

CÓMO ORGANIZAR TU DÍA A DÍA

CÓMO ORGANIZAR TU DÍA A DÍA

El otro día hablando con un amigo por teléfono, una de mis primeras frases fue -Lo siento estoy haciendo tantas cosas que no te he contestado. Y mi sensación a la vez, fue más de agobio que de alegría. A lo que él me contestó -¿Sabes lo bien que sienta decir que no? ¡Yo estoy feliz! Inmediatamente en mi cabeza apareció la palabra “revisión” como en un letrero luminoso, que no paraba de parpadear.

“Revisión”, de todo lo que haces o de todos los proyectos o trabajos a los que te has comprometido, es el primer paso para organizar tu día a día satisfactorio. Y es que, a menudo vamos diciendo si a todo, sin pararnos a pensar en qué momento lo vamos a encajar en nuestro día, solo porque nos encanta o parece una buena oportunidad que hay que aceptar sí o sí. Entonces vamos llenando nuestra vida de “tengo que” en lugar de “me encanta hacer”. Es cierto, que todo, absolutamente todo sea “me encanta hacer”, es casi una utopía. Pero del casi todo al casi nada o nada, hay una gran diferencia. Diferencia que marca que nuestro día a día sea bueno o malo, agradable o desagradable, alegre o triste… Que al final del día te encuentres mal y estresado o bien y satisfecho. Una grandísima diferencia.

¿Cómo saber si aceptar un nuevo proyecto?

Lo primero de todo, como hemos dicho antes, es revisar todo lo que hacemos a lo largo de nuestro día. Después lo que haremos será analizar y organizar. Así que coge lápiz y papel que empezamos.

Revisar:

  1. Haz una lista de todo lo que haces en tu día. Todo es todo, desde ducharte por la mañana, sacar al perro, hacer ejercicio, proyectos, trabajos, etc. Tanto lo que haces como profesional, como lo que haces en tu vida personal. Incluye dormir, que también forma parte de nuestro día.
  2. Indica, en cada acción, el tiempo que necesitas para realizarlo. Incluso puedes ponerlo en un calendario diario para verlo mejor.
  3. Cataloga cada cosa en “me gusta” o “no me gusta”.
  4. Cataloga cada cosa en “por gusto” o “por necesidad”.
  5. ¿Cuántas acciones tienes con un “me gusta”? ¿Cuántas con un “no me gusta”?
  6. De las acciones con “no me gusta” ¿Cuántas con un “por necesidad”?

Organizar:

¿Cuánto tiempo te queda libre?

Fíjate primero en el tiempo que te queda libre. Ser conscientes de esto, nos ayudará a la hora de decidir si nos comprometemos con un proyecto nuevo o no. Si es un buen proyecto o una buena oportunidad, pregunta cuánto tiempo te va a llevar realizarlo. Sabiendo el tiempo que te ocupará y el que tienes disponible, estarás en condiciones de comprometerte y realizarlo satisfactoriamente o no.

¿No tienes tiempo disponible o te falta tiempo? ¡Haz hueco!

Si no te queda tiempo libre, queremos tener más, o no tenemos tiempo ni para lo que nos hemos comprometido, analiza las cosas que haces una por una:

  • Si “no te gustan” y no son “por necesidad”, elimínalas.
  • Observa, de las que “no te gustan” y son “por necesidad”, cuánto tiempo te ocupan, cuál es la necesidad y si esta necesidad es real o podríamos prescindir de ella. Normalmente suele ser una necesidad económica y éstas, suelen ser las que nos ocupan el mayor tiempo de nuestra vida. Si es así, es que tu trabajo no está muy alineado con tus talentos, valores y características ¿Podrías cambiar esta fuente de ingresos por otra que te aportase los mismos recursos económicos y no te ocupase tanto tiempo o pasase a ser un “me gusta”?
  • De las catalogadas como “me gustan”, son realmente así o puedes prescindir de alguna y dejar tiempo a otras que te aporten más satisfacción o buenas oportunidades.

¡Los imprescindibles!

Si realmente quieres tener un día a día satisfactorio, hay que buscar el equilibrio entre lo profesional y lo personal, y entre el “por necesidad” y el “por gusto”. Incluye siempre en tus días:

  • Tiempo para ti.
  • Tiempo para tu pareja, hijos, familia, amigos.
  • Tiempo para tu salud, deporte, actividad artística, creativa, lúdica.
  • Tiempo para dormir y descansar.
  • Tiempo para recursos económicos.
  • Tiempo para proyectos que te apasionen o grandes oportunidades de mejora.
  • Tiempo libre, para dejar hueco a sorpresas, a actividades nuevas o simplemente… ¡A no hacer nada!

Todo siempre en equilibrio y encontrando buenas combinaciones entre todas, hará que al final del día te encuentres bien y satisfecho y no mal y estresado.

¿Y tú?  ¿Cómo te sientes al final del día?  ¿Has encontrado ya tu Arte?  El Arte Que Llevas Dentro  ¿A qué esperas?

Recuerda… LA VIDA ES HOY

By Marta Pintado

LA CARA AMABLE DE LA VIDA

LA CARA AMABLE DE LA VIDA

LA CARA AMABLE DE LA VIDAÚltimamente me estoy quejando más de la cuenta. Y digo más de la cuenta porque no quejarnos nada, por muy ideal que parezca, es casi como alcanzar la perfección y eso, de momento, se lo voy a dejar a los grandes maestros. Yo con quejarme muy poquito me vale.

¿Por qué te quejas?

La queja es la manifestación de inconformismo, un resentimiento o un disgusto, que se tiene por algo o por alguien. Si es por algo puntual, uno se queja en ese momento, se gestiona el resentimiento o disgusto y se pasa, es algo aislado. Si no es aislado, sino que entramos en una dinámica de queja continua, sí que debemos de pararnos a pensar, qué y por qué nos disgusta tanto, si realmente es importante o si es porque nos hemos metido en la espiral del inconformismo.

Evidentemente, se entra en la espiral del inconformismo por algo, así que, lo mejor que podemos hacer, es descubrir cuanto antes ese algo y ponernos en marcha para solucionarlo.

A veces podemos solucionarlo rápido y otras veces puede ser un proceso que requiere tiempo. Mientras lo solucionas, lo que sí puedes hacer es…

Mirar la cara amable de la vida

Dicen los maestros que siempre que hagas algo, lo hagas con entusiasmo, porque así, el mensaje que envías al Universo es positivo y te enviará cosas buenas y positivas en tu vida. Se trata, simplemente, de disfrutar de todo lo que hacemos, encontrando y resaltando todo lo bueno de esa acción. ¡Simplemente! Pues sí, simplemente. Porque si no lo vas a poder disfrutar o hacerlo con entusiasmo, mejor no lo hagas…

¿Cómo se mira la cara amable de la vida? ¡Pues mirando! Seguro que, si cada vez que entras en esa espiral de quejas, paras de hacer lo que hacías, das un paseo y respiras, podrás pensar en todo lo bueno de esa misma situación. Aun siendo una situación que no nos gusta nada, podemos sacar algo positivo que nos haya aportado, ya sea un aprendizaje, personas que hemos conocido, un paso intermedio para llegar a algo mejor, etc. Siempre hay algo que agradecer, aunque sea el aprendizaje que nos ha aportado esa experiencia, porque de todo se aprende. Se trata de enfocarnos en lo bueno y no en lo malo.

Esto NO significa que nos quedemos viviendo una y otra vez esa situación que no nos gusta nada. Sino que, mientras estamos en ese proceso de cambio, vivamos las situaciones de la mejor manera posible.

Un ejercicio fácil que puedes probar cuando empieces a quejarte, por eso que ya sabes y que estás cambiando, es el siguiente:

1. Deja de hacer lo que hacías.

2. Si tienes posibilidad, sal a la calle. Si no la tienes, busca algún lugar tranquilo, el lavabo, por ejemplo.

3. Respira profundamente 3 o 4 veces.

4. Piensa en tres cosas positivas, que te han pasado por vivir esa situación, de las que estás agradecido. Y quédate con esa sensación de agradecimiento.

5. Vuelve a lo que hacías…

6. Repetir los puntos anteriores, cada vez que te descubras quejándote por lo mismo.

7. Continuar con tu proceso de cambio.

Esto es como todo, requiere práctica y constancia. ¿Hasta cuándo hay que practicarlo? Siempre…

 

¿Y tú? ¿Sabes ya por qué te quejas? ¿Lo vas a cambiar? ¿A qué esperas?

¡Recuerda! LA VIDA ES HOY

By Marta Pintado

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies